Il dolce far niente

Alberto Haito
Director de Arellano Marketing

La optimización extrema del tiempo es el signo de nuestra época en un ejecutivo moderno. Vemos que una rutina típica está llena de muchas acciones, hechas rápida e intensamente durante muchas horas del día. A esto agregamos descansos que en realidad no lo parecen tanto, como desayunar revisando mensajes o tener almuerzos de trabajo o contestar mails hasta el momento de acostarse. Y, si toma vacaciones, estará conectado con el trabajo a toda hora con el celular o la computadora.

Nuestro amigo ejecutivo dirá orgullosamente que todo el día se mantiene activo y tratará de lucir fresco y dispuesto en todo momento. Vista por dentro, la realidad es muy diferente porque se está consumiendo, ya que no está equilibrando su vida. Adicionalmente, está jugando en contra de si mismo, ya que su ritmo de vida y el cansancio acumulado no le permiten claridad mental para tomar buenas decisiones, ni liderar a su equipo de trabajo y menos el relacionarse correctamente con pares y superiores.

Por supuesto que es importante estar activo y cumplir con los retos que impone una gestión exitosa, finalmente es lo que exige el mundo competitivo en que vivimos y es lo que nos toca, pero no menos importante es equilibrar la vida laboral con verdadero descanso.

Al respecto, los italianos tienen una frase, con muy agradable sonoridad: “il dolce far niente”, que literalmente quiere decir “lo dulce de no hacer nada”, y son precisamente ellos quienes sabiamente mejor lo practican. El no hacer nada puede significar acciones tan simples como caminar por un parque, ver la puesta del sol, sentarte en un sofá a leer un libro o solamente dedicarte a escuchar tu música favorita; es decir, una desconexión verdadera de la rutina diaria sin tener sentimiento de culpa por ello.

Por eso amigo ejecutivo si quieres mejorar tus resultados en el trabajo y en tu vida personal y, de paso, sentirte mejor contigo mismo, aplica “il dolce far niente”, regálate esos momentos de no hacer nada. Verás prontamente los beneficios.

ComparteShare on Facebook0Share on LinkedIn0Share on Google+0Tweet about this on TwitterPin on Pinterest0Email this to someone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *